lunes, octubre 06, 2008

Aulas de “estudio” en el McGregor

Desde el 21 de abril de este año, se puso a disposición de los alumnos cuatro aulas de estudio en el nuevo edificio Mc Gregor a fin de que las personas interesadas puedan contar con espacios extra para estudias, leer, utilizar laptops, hacer trabajos grupales, etc. No obstante, si bien las aulas están muy bien equipadas y son bastante cómodas, consideramos que el horario establecido (de 8 a.m. a 5 p.m.) no es suficiente debido a que muchos de nosotros necesitamos más espacios donde estudiar.

A quienes frecuentamos esas aulas seguramente nos ha pasado que en nuestra “cumbre de concentración” se nos acerca el personal de seguridad y nos dice “señorita-joven las aulas cerrarán a las 5”. Esto nos lleva irremediablemente a la cafeta más cercana o a caminar al otro extremo de la Católica para llegar a “pecera” (que es muy probable que se encuentre repleta de gente). Asimismo, nos hemos percatado de la excesiva formalidad que se exige para acceder a estas aulas como, por ejemplo, brindar una serie de datos como nombre, código y facultad, pues si bien es importante para temas estadísticos se transforma en una traba que genera resultados negativos.

No es un favor que la universidad nos hace al asignarnos esas aulas, pues es un derecho que tenemos por ser estudiantes de la misma y la pensión que pagamos cada mes debe justificarse tanto en las cátedras que nos dan como en las comodidades con las que debemos contar para estudiar, y así optimizar nuestro desempeño. Lamentablemente, nuestras bibliotecas no tienen espacio suficiente, la cantidad de alumnos crece cada ciclo y no hay un equilibrio pues la mayoría de servicios ya colapsaron. Por esta razón, al menos para menguar un poco el tema del espacio, es que las aulas de Mc Gregor funcionar hasta las 10 de la noche como cualquier sala de biblioteca. Y es que, además de no haber mucho espacio, hay personas que tienen un horario nocturno y no pueden ni acceder a este servicio porque llegan a partir de las 6 y para ellos recién comienza el día de estudiante a esa hora. ¿Estas personas no forman parte también de nuestra comunidad universitaria?

Otro tema importante es la falta de publicidad que tienen estas aulas pues un pequeño espacio en el Punto Edu o en el blog de la PUCP resulta insuficiente. Muchas personas no están ni enteradas de su existencia y cuando se les pregunta no salen de su asombro. La idea no es “esconder” la información para evitar el colapso de las aulas pues, como señalamos, se trata de un derecho de todos por ser estudiantes.

Demostremos a los encargados que en verdad las salas de estudio sí son importantes para nosotros y exijamos que no nos pongan pretextos absurdos para impedir el uso de estas aulas en un horario más amplio.

2 comentarios:

Ricardo Sifuentes Quintana dijo...

Sí, cabe resaltar que la apertura de estas salas son de Lunes a Domingo y que fueron gestionadas por la REA anterior ;)

concuerdo plenamente con uds, sobre todo el problema es también para la gente que va los domingos quien a las 5pm ya no tiene donde estudiar.

es cierto la publicidad para estas aulas es muy mala, debe mejorarse mucho, a la vez que separen las aulas en gente que quiera estudiar individualmente en silencio, y aulas para gente que va a estudiar en grupo.

Anónimo dijo...

Concuerdo con el señor Sifuentes, sobre todo en separar aulas para quienes desean estudiar en silencio y para quienes deben hacer trabajos grupales...el ruido nos incomoda a algunos.
Que regresen los laboratorios de cómputo al F!!!